5 secretos para ahorrar tiempo en la cocina

A día de hoy tenemos muy poco tiempo para dedicar a nuestras tareas diarias. El trabajo y la vida diaria nos obliga a vivir muy pegados al reloj. Por eso mismo, hay una tendencia al consumo de comida ultraprocesada de supermercado u otros establecimientos.

Más de una vez hemos comentado en el blog de JB Food lo perjudicial que es la comida ultraprocesada en la dieta diaria. Sin embargo, ¿qué otra nos queda?

Siempre puedes contar con las recetas naturales de JB Food, aunque también es recomendable que tú cocines tus propios platos. «¿¡Pero cómo?! ¡Si no tengo tiempo!».

Por eso mismo, hemos creado este artículo de nuestros mejores consejos para ahorrar tiempo en la cocina. ¿Listo para tomar nota? Pues sigue leyendo 👇 .

Cómo ahorrar tiempo en la cocina

Gana tiempo con estos consejos de optimización de tareas. Así tendrás siempre algo que comer, gracias a la previsión adecuada. Todo, al fin y al cabo, se basa en la planificación; ya verás cómo es mucho más sencillo si te organizas.

Pero sin más preámbulos, ¡vamos allá!

1. Planifica cuándo irás a comprar y cocinarás

Si tienes un horario de cuándo irás al gimnasio, al cine o al trabajo, ¿por qué no cuando vas a cocinar?

Muchas veces, dejamos de meternos en faena por culpa de la maldita pereza. «¿Para qué, si puedo hacerlo después?», y al final dan las 11 de la noche y aún no has tocado una sartén.

Por eso mismo, te recomendamos que te fijes un horario de cocina y compra. Así será más complicado eludir la responsabilidad de hacerlo.

¿Cuándo comprar? Lo más recomendable es hacerlo a primera hora de la mañana (si es posible), ya que suele ser donde hay más variedad de productos frescos. Y cocinar, cuando bien puedas, pero asegúrate de poder hacerlo sin eludir responsabilidad.

Un truco extra: elige un día a la semana para cocinar todo (o casi todo) lo que vayas a comer en la siguiente. Aunque pasarás el mismo tiempo semanal cocinando, solo tendrás que «hacer el esfuerzo» una vez por semana.

2. Ten utensilios de calidad

Un cirujano no usa cuchillos de mesa para sus intervenciones. Un barbero no corta el pelo con tijeras para papel. ¿Entonces por qué tú usas utensilios inadecuados para cocinar?

Claro está, hay clases y categorías de utensilios, e igual no te sale a cuentas gastarte un dineral en ellos. Pero, eso sí, te recomendamos que tengas como mínimo un pelador, cuchillos adecuados para verduras, carnes y pan, sartenes y ollas que no se peguen y respondan al calor y una buena batidora.

Con esos pocos utensilios, que en su conjunto no deberían salirte muy caros, podrás hacer platos de calidad en muy poco tiempo.

3. Organiza y provee tu despensa y nevera

Como decíamos, la organización es fundamental.

Tu despensa ha de estar siempre bien dispuesta. Igual con tu frigorífico. Imagínate que no encuentras los huevos, bajas a comprar más y de repente encuentras los que compraste hace dos días. ¡Ahora tienes un montón y se pueden poner malos!

Relacionado: Cómo conservar los alimentos en la nevera para que duren más.

Puedes aprovechar los tiempos muertos en la cocina (cuando estás esperando a que el agua hierva, por ejemplo) para ordenar un poco la despensa. Además, en el caso de la nevera, hay unas recomendaciones que deberías seguir para conservar mejor los alimentos.

4. Preparar y congelar

El congelador de tu nevera es una maravilla del mundo moderno. Prácticamente cualquier alimento se puede meter en un tupper, congelarse y descongelarse, conservando su sabor y propiedades.

Esto vale tanto para platos preparados como para ingredientes. Por eso mismo, una buena recomendación es cortar la verdura y almacenarla ya cortada. Así, cuando vayas a cocinar, tendrás verdura ya cortada y lista para añadir.

Lo mismo ocurre con carnes y pescados. ¿La pechuga de pollo es demasiado grande? Hazla filetes y ¡al congelador!

5. Planea lo que vayas a cocinar

Piensa en tu alimentación para toda la semana. Normalmente, al cocinar día a día, nos olvidamos de nutrientes que son necesarios en la dieta.

Por eso mismo, lo más recomendable es equilibrar la comidas y cenas pensándolo de antemano. También es una forma genial de ahorrar tiempo en la cocina.

No en vano, muchas veces nos pasamos un rato pensando, frente a la nevera, qué echarnos a la boca. Esto lo solucionaríamos con una buena planificación semanal.

Y hasta aquí nuestra lista de recomendaciones para ahorrar tiempo en la cocina. Esperamos que te haya sido de utilidad a la hora de elaborar un plan semanal de comidas.

Si dispones de cero minutos para cocinar, o esta semana el trabajo está especialmente intenso, siempre puedes recurrir a los platos de JB Food.

Nuestro servicio de platos preparados a domicilio te da la garantía de que estás comiendo productos saludables, de primera calidad y cocinados por profesionales de los fogones. Nada de aditivos artificiales, nada de procesos industriales.

Los platos preparados a domicilio de JB Food son cocinados bajo demanda y con ingredientes de primera calidad.

0

Al continuar utilizando nuestro sitio web, usted acepta el uso de cookies. Más información

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra AVISO LEGAL, pinche el enlace para mayor información. Además puede consultar nuestro TÉRMINOS Y CONDICIONES y nuestra página de POLÍTICA DE PRIVACIDAD.

Cerrar